Ana Castaño considera que se están desarrollando políticas que priman el pago a los bancos sobre las necesidades de las personas

Ana Castaño, edil de IU Xixón, ha realizado una valoración acerca de la liquidación del Presupuesto de 2017 en el Ayuntamiento de Gijón, en el que ha centrado el objetivo de sus críticas en la amortización de la deuda con los bancos. Esta cifra se instala en los 44 millones de euros, cuando en estaban consignados 22 millones en el propio presupuesto. Para Castaño, esto demuestra que “se están desarrollando políticas que priman el pago de la deuda sobre las necesidades de las personas”.

Castaño contrapone esos datos a “lo que se ha dedicado a los programas de Servicios Sociales estamos en torno a los 14 millones de euros” y a unos datos de ejecución de inversión que bajan del “9,30% del total del Presupuesto al 8,83%”. Para la concejala de IU Xixón “se atiende deuda por encima de sus obligaciones” y recalcó que “la ejecución no es para sacar pecho”.

Para la edil, la responsabilidad principal recae en el gobierno estatal a causa de “la Ley de Estabilidad Presupuestaria que obliga al Ayuntamiento a hacer esta serie de pagos, y que imposibilita a los municipios a atender las necesidades de las personas”.

En el ámbito municipal, afeó al edil del PP Pablo González que “ofrezca una versión de este ayuntamiento que no es cierta, basada en el alarmismo diciendo que se derrocha es completamente falso”. Castaño remarca que “lo que ha pasado en Servicios Sociales es que en vez de tener el dinero en un banco se ha trasladado a personas con necesidades. La apuesta por el Plan de Emergencia Social fue correcta”.

También alertó de “la tómbola de la bajada de impuestos” de los partidos de derechas, “pensando obtener beneficios electorales”. Para la edil, este discurso “les puede venir bien hoy pero generará un problema en los años próximos”. Por último, en relación al Plan Económico Financiero que debe realizar el Ayuntamiento, lanzó el mensaje al ayuntamiento sobre que “hay que negociar, tenemos que negociar y debemos negociar”.