Izquierda Unida propone conceder la Medalla de Plata de la Villa a XEGA por “sus más de 25 años de lucha por la igualdad de las personas LGTBI en Asturias”

  • La coalición pretende reconocer así a través de esta distinción el trabajo pionero de una entidad “vinculada desde sus orígenes a Gijón/Xixón”.
  • Aurelio Martín: “En un momento en el que las conquistas de derechos civiles, políticos y sociales conseguidas tras décadas de luchas están amenazadas, es necesario reivindicar y decir alto y claro que no vamos a tolerar ni un paso atrás. Y asociaciones y colectivos como XEGA son una garantía de que en materia de igualdad no hay retroceso posible”.

El Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Gijón/Xixón ha anunciado hoy a través de su portavoz, Aurelio Martín, su propuesta para que la Asociación XEGA sea distinguida con una de las Medallas de Plata de la Villa de Gijón/Xixón en la ceremonia de Honores y Distinciones que tendrá lugar el próximo 29 de junio en el Teatro Jovellanos. 

Izquierda Unida quiere reconocer así, a través de esta distinción, el trabajo pionero de XEGA en Asturias “en la defensa de derechos en materia de igualdad de las personas lesbianas, gays, transexuales y bisexuales; la batalla por la visibilidad como vía hacia la normalización social que libra día a día desde hace más de 25 años; y la labor en las aulas de los colegios e institutos asturianos en las que abrieron un espacio para la educación para la diversidad desde el respeto a la diferencia por orientación o identidad sexual”. 

Para el portavoz municipal de IU, Aurelio Martín, “distinguir hoy a una entidad como XEGA, vinculada desde sus primeros pasos a Gijón/Xixón, supone reconocer y poner en valor más de 25 años de lucha contra la intolerancia y la discriminación por razón de orientación o identidad sexual; supone celebrar un balance de éxitos, todavía insuficientes, en el reconocimiento de derechos de las personas LGTBI en nuestra comunidad autónoma y en nuestro país; y supone reivindicar y decir alto y claro que, en un momento en el que las conquistas de derechos civiles, políticos y sociales conseguidos tras décadas de luchas están amenazadas, no vamos a tolerar ni un paso atrás”. Para Martín, “asociaciones y colectivos como XEGA son una garantía de que en materia de igualdad no hay retroceso posible”.

XEGA nació el 1 de diciembre de 1992 de la mano de Julián Alonso, Tino Brugos, José Manuel González y Adolfo Saro, cuatro activistas que en aquellos años buscaban hacer frente al estigma del VIH-SIDA. Los primeros pasos de la asociación estuvieron así encaminados a trabajar por la no discriminación de las personas seropositivas, sumando esfuerzos a la entoncesincipiente labor desarrollada por el Comité AntiSIDA creado unos años antes en Asturias.

La consolidación de XEGA, y su crecimiento como asociación referente de un colectivo que fue “sumando letras” los años siguientes (primero gays, después lesbianas y transexuales, y más adelante bisexuales), le permitieron ampliar su ámbito de actuación, centrándose muy pronto en la educación: la publicación de la guía didáctica “El respeto a la diferencia por orientación sexual” a comienzos de los años 2000 y el trabajo desarrollado en el aula fueron iniciativas pioneras que abrieron espacios para la diversidad entre la población infantil, adolescente y juvenil. Una labor de intervención educativa que continuaron después durante años de la mano de las Consejerías de Educación y Sanidad del Gobierno de Asturias desarrollando talleres sobre identidad y orientación sexual a través del programa “Ni ogros ni princesas”.

El trabajo de XEGA en el ámbito de la visibilidad de las realidades LGTBI como vía para la normalización social supuso el inicio de un vínculo de la asociación con Gijón/Xixón y su Ayuntamiento que continúa a día de hoy. La organización de la manifestación del Orgullo en la ciudad de manera ininterrumpida desde 1994, o la entrega durante numerosas ediciones de los premios “Triángulo Rosa” y “Ladrillo Rosa” en el Antiguo Instituto o en la Casa Consistorial, forma ya parte de la historia de XEGA y de la historia de Gijón/Xixón.

Pero sin duda una de las señas de identidad de XEGA ha sido y sigue siendo la lucha por el reconocimiento de derechos de las personas LGTBI. La batalla por la igualdad legal como paso previo para la igualdad social situó a la asociación como la principal impulsora de la Ley de Parejas Estables que aprobó la Junta General en el año 2002, o como el primer colectivo que en el año 2005 defendió en España que el matrimonio entre personas del mismo sexo no renunciara a la palabra matrimonio como defendían otros colectivos en el debate que llevó a la legalización del matrimonio igualitario. 

En los últimos años, el trabajo de XEGA en defensa de los derechos de las personas trans, le ha llevado a reivindicar el mantenimiento de la Unidad de Género de Avilés, o a liderar el proceso de redacción de la Ley de garantía del derecho a la libre expresión de la identidad sexual y de género que está actualmente en tramitación en la Junta General. 

En la actualidad, XEGA tiene su sede social en Gijón/Xixón, en el Centro de Recursos para Jóvenes y Asociaciones que gestiona el Conseyu de Mocedá, desde donde trabaja en estos momentos para poner en marcha un Servicio de Atención a Jóvenes LGTB.